La Inteligencia Social


El dilema del bien individual y el bien colectivo

 

“Los individuos egoistas tal vez aventajen a los altruistas en el interior de los grupos, pero los grupos altruistas aventajan a los egoistas”  Edwuard.E.Wilson

En ocasiones una palabra nueva en nuestro vocabulario nos ayuda a interpretar nuestra realidad. Esto es lo que me ha sucedido a mí recientemente gracias al concepto acuñado por Jose Antonio Marina (ref1) “inteligencia social”. Ha sido maravilloso ver cómo en mi mente se entrelazaban cobrando un sentido pensamientos pasados que hasta ahora iban por caminos separados, y no se integraban tal como pasa con el agua y el aceite. Así, desde hace tiempo me venía inquietando la coexistencia de la cultura, la educación, el deseo de superación y la inteligencia por un lado y por otro la mezquindad, el agotamiento de los recursos ambientales, el individualismo que roza en ocasiones el egoísmo en las sociedades occidentales….

Estas contradicciones pueden tener relación con el pensamientos filosófico o la visión del ser humano que cada uno tenemos;  ya sea más cercana a la de Rousseau con su optimismo sobre la naturaleza del hombre “el hombre es bueno por naturaleza” y aquellos que le siguieron como los psicólogos Abraham Maslow y Carl Rogers como principales exponentes de la psicología humanista… o bien más cercanos a  Thomas Hobbes, con su “el hombre es un lobo para el hombre” quien consideraría que el ser humano estaría en constante guerra con el fin de la autoconservación, por lo que se necesitaría el contrato social y la creación de leyes que nos gobernasen.

Como decía dependiendo de nuestra visión del ser humano y por lo tanto de la confianza que tengamos en el otro, nos enfrentaríamos al juego del dilema del prisionero con una u otra respuesta. 

Explicado brevemente el dilema del prisionero es un juego que se da en muchas situaciones de la vida real en la que existe la posibilidad del “todos ganan” o bien la del “yo gano más y tu pierdes”, y del que se deducen dos importantes corolarios; 

-.La mejor decisión basada en el criterio individual o egoísta es opuesta a la decisión basada en el criterio conjunto o del bien común

-.La decisión conjunta o de bien común implica la pérdida real de una posible ganancia. 

Como es suficientemente complejo para exponerlo en este artículo sugiero el siguiente enlace para aquellos que estéis interesados.  (http://es.wikipedia.org/wiki/Dilema_del_prisionero
)

Así podría ser que si somos del  “equipo de Rousseau” optaríamos por cooperar para obtener el máximo beneficio común, ya que confiaríamos o querríamos confiar en que el otro no nos haría una jugarreta, sin embargo si somos del “equipo de Hobbes” y desconfiamos de la esencia del otro ser humano, intentaremos sacar nuestro máximo beneficio independientemente de si el otro pierde o no. 

Pero esto, tal y
como explica en su libro J. A. Marina no tiene que ver con la inteligencia
individual, sino que va directamente asociado a la inteligencia social que muestre
la persona.

En nuestra sociedad, alcanzar un objetivo personal a pesar de que el otro pierda es considerado como un rasgo de inteligencia. Y al contrario, una persona que opta por el bien común será considerado como un buenazo, pero desde luego no siempre como inteligente, aunque su inteligencia social posiblemente sea mayor que en el primer caso. 

Además de la inteligencia emocional que en los 90 popularizó Daniel Goleman

(la capacidad para reconocer sentimientos propios y ajenos, y la habilidad para manejarlos) y que complementa la inteligencia más puramente cognitiva  con los aspectos interpersonales, emocionales y motivacionales, ahora completamos el abanico con el concepto de  inteligencia social (capacidad que tiene una sociedad para resolver los problemas sociales, creando capital social y ampliando las posibilidades vitales de sus ciudadanos )  presentándose este último concepto como una oportunidad para mejorar nuestra adaptación al entorno y poder llegar con éxito a la integración del bien individualidad y el bien colectivo. 

Edwuard.E.Wilson “Los individuos egoistas tal vez aventajen a los altruistas en el interior de los grupos, pero los grupos altruistas aventajan a los egoistas”

Referencias:

J.Antonio Marina “Las culturas fracasadas” de la inteligencia social: Edit.Anagrama

Daniel Goleman “Inteligencia emocional” Edit. Kairós

William Poundstone  “El dilema del prisionero” Ed. Alianza Editorial